Encuentra los ultimos eventos, cursos y seminarios relacionados con las Artes Marciales en España y Europa.

Ultimos eventos

¿Qué es el Aikido?

El aikido es un arte marcial que fue fundado por Morihei Ueshiba, tras largos años de búsqueda... LEER MÁS

¿AIKIDO PARA NIÑOS?

Podría pensarse que dada la profundidad a nivel técnico y “espiritual” de este arte marcial, no se adaptaría bien a las capacidades de los pequeños... LEER MÁS

OTRO PUNTO DE VISTA

A nivel de personalidad les puede aportar otro punto de vista acerca del conocimiento de las situaciones, ahondando en su forma de afrontar los problemas... LEER MAS

Sin competición

En aikido no existen competiciones como en otras artes marciales. El entrenamiento está enfocado en las mejoras personales... LEER MÁS

La propuesta

La propuesta es dar a los niños unas herramientas válidas, que puedan usar cada vez que lo necesiten... LEER MAS

Aprender jugando

Como en todo aprendizaje, a los pequeños que comienzan la práctica de este arte marcial les esperan momentos divertidos... LEER MAS

Ángeles Chacón Ruiz, monitora-Instructora de Aikido

Bio

Instructora de Aikido por la Escuela Federativa Nacional de Judo desde 2013. Actualmente 4º dan de Aikido por la Federación Española de Judo y deportes asociados.

Comencé mi práctica de aikido el año 1995, de la mano del maestro Rafael Real. A partir de ahí, comenzó un periplo de innumerables seminarios, que aún hoy continúo realizando, que abarca toda la geografía nacional con maestros franceses, españoles y japoneses. La parte más extensa del aprendizaje, además de la labor del maestro Rafael Real, continua e inestimable, la realicé en Francia en múltiples seminarios del maestro Christian Tissier. Mención especial merece las visitas a Japón, al Aikikai Hombu Dojo, sede central del aikido a nivel mundial, del que soy miembro desde el año 2004. Desde esta época he tenido la oportunidad de tener contacto con la importante influencia del maestro Héctor Flores, en cuyos seminarios sigo participando.

¿QUÉ ES EL AIKIDO?

LA UNIDAD DEL CUERPO, MENTE Y ESPÍRITU

El aikido es un arte marcial que fue fundado por Morihei Ueshiba, tras largos años de búsqueda, práctica y de evolución. Según las palabras del fundador, el secreto del Aikido reside en la unidad del espíritu, la mente y el cuerpo. Desde nuestra mentalidad occidental, nos puede parecer contradictorio hablar de un arte marcial cuyo significado en japonés (aikido) nos habla del “camino de la armonía espiritual”. El fundador, por su propia experiencia personal, y después del estudio de varias artes marciales, llegó a cultivar un “budo” (camino marcial), cuyo objetivo no es derribar al adversario con fuerza, ni llegar a un momento de confrontación con el otro, sino comenzar un camino que nos lleve al entendimiento de las situaciones, a través del conocimiento de nosotros mismos en primer lugar, y del de los contrarios, para poder salir victorioso sin dañar, herir y luchar.

¿Aikido para niños?

UN TRABAJO ADAPTADO Y PROGRESIVO

Podría pensarse que dada la profundidad a nivel técnico y “espiritual” de este arte marcial, no se adaptaría bien a las capacidades de los pequeños, sin embargo, con un trabajo adaptado y progresivo, esta disciplina les aporta interesantes beneficios. A nivel físico hacemos trabajos de lateralidad, coordinación, psicomotricidad, elasticidad, y una práctica intensiva a nivel de caídas, que en el futuro pueden suponer un “seguro” de cara a evitar posibles lesiones por imprevistos.

Otro punto de vista

MEJOR CONOCIMIENTO DE LAS SITUACIONES, AGUDIZANDO LA VISIÓN GENERAL

A nivel de personalidad les puede aportar otro punto de vista acerca del conocimiento de las situaciones, agudizando su visión general, ahondando en su forma de afrontar los problemas, conociéndose mejor a sí mismos en distintas circunstancias, y dándoles un nuevo enfoque para salir de una posible confrontación si ésta se produjera. En el tatami se trabajan estos contextos, dando al niño herramientas para poder afrontarlos.

No hay competición

EL OBJETIVO SON LAS MEJORAS PERSONALES

En aikido no existen competiciones como en otras artes marciales. El entrenamiento está enfocado en las mejoras personales de cada practicante, a nivel físico, emocional y mental. Se trata de potenciar los puntos fuertes de cada niño, e intentar mejorar el resto, de forma integral y al margen de un sistema competitivo.

La propuesta

HERRAMIENTAS PARA DENTRO  Y FUERA DEL TATAMI

La propuesta es dar a los niños unas herramientas válidas, que puedan usar cada vez que lo necesiten, tanto dentro como fuera del tatami. Estas herramientas tienen que ver con sus propias posibilidades. Hay aspectos de su desarrollo en el que ellos son soberanos, y hay muchos elementos beneficiosos que ellos mismos pueden trabajar de manera individual para sus conductas diarias. Por ejemplo, ponemos mucha atención en la postura corporal, que tiene mucha importancia en la manera en que se encaran las distintas situaciones diarias. Igualmente trabajamos especialmente la atención, ya que de ella depende que estemos en sitios donde queremos estar, cerca de situaciones que nos benefician, o vayamos lejos de aquellas situaciones que pueden parecernos potencialmente desagradables.

Aprender jugando

MOMENTOS DIVERTIDOS Y EMOCIONANTES

De igual manera vemos distintos aspectos de la estrategia frente a situaciones adversas, intentando conocer primero nuestra reacción ante una circunstancia determinada, e intentar mejorar nuestro autocontrol. Moviéndonos hacia donde más nos interese, intentando mantener el centro, y saliendo de sitios donde podemos vernos arrinconados.

Es por todo esto que, como en todo aprendizaje, a los pequeños que comienzan la práctica de este arte marcial les esperan momentos divertidos, expansivos y emocionantes, y otros de frustración, desesperanza o aburrimiento. Todo esto hay que “relativizarlo”, en cuanto que es parte del proceso de aprendizaje. No desesperarse en los momentos bajos, que vendrán, sino aprender lo importante que es superarlos, porque siempre dan paso a nuevas etapas, que abren otros campos más amplios en la progresión.

AHONDANDO EN SU FORMA
DE AFRONTAR LOS PROBLEMAS,

Conociéndose mejor a sí mismos en distintas circunstancias,
y dándoles un nuevo enfoque para salir de
una posible confrontación si ésta se produjera.